Saltar el menú de navegación e ir al contenido

  • Bienvenido (ES) | Ongi etorri (euskarazko bertsioa) | Benvingut (versió en català) | Benvido (versión en galego)
  • Bienvenido (ES)
  • Boletines
    •  | Baja  | Más opciones |
  • Portadas anteriores

EROSKI CONSUMER, el diario del consumidor

Buscador

logotipo de fundación

Canales de EROSKI CONSUMER


Estás en la siguiente localización: Portada > Viajes > Camino de Santiago

Λ

El Camino de Santiago, un tiempo para la introspección.

La mañana en que comenzó mi peregrinaje era fría y la niebla densa. Fonsagrada amanecía envuelta en bruma. Visité la Fons Sacra y pensé en la mujer dándole agua al apóstol, lo poco que tenía pero fundamental para la vida, indispensable para el peregrino. Y el apóstol devolvió al ciento por uno. El agua se transformó en leche para los hijos de esa mujer, pobre de bienes materiales, rica en humildad y en generosidad, conociendo la dureza de la vida, quiso aliviar la sed de quien en ese momento necesitaba de ella. Esa sabiduría que Dios da a los sencillos de corazón. Y Santiago vio las necesidades materiales y las colmó. Allí le pedí a Dios me diera esa humildad de la mujer, y a Santiago la fuerza para el camino que estaba por emprender. Todos necesitamos de todos, nadie es indispensable pero nadie puede solo con la vida.

Venía de lejos, con la intención de ofrecer este tiempo por una intención personal, un dolor profundo que convive conmigo ante una pérdida absurda y desmedida, sin respuestas, con muchas lágrimas, sabía que tenía que poner todo en manos de Dios y ofrecer mi cansancio y mis fuerzas, dejando que Jesús cure las heridas y sane los corazones enfermos. Y me encontré con muchos ?Cireneos? en el Camino. Peregrinos de distinta nacionalidad y lenguas que de una u otra forma, compartiendo penurias y alegrías, hacían más llevadero el andar.

Y las flechas amarillas y las conchas comenzaron a guiar mi camino, entre calles con casas antiguas, algunas abandonadas, otras rebosantes de flores y de verde, hórreos de madera y pizarra, de ladrillo y chapa, de piedras y tejas, cuadrados y rectangulares, pallozas, mujeres arreando las vacas, vacas de las Rubias Galegas y Frisonas, burros, ovejas y pájaros. Bosques de robles y castaños, de pinos y eucaliptus, de hayas y helechos gigantes. Ríos y arroyos, rocío y neblina, sierras y molinos de viento. Iglesias románicas, capillas y cementerios, fincas con trigo maduro, con heno cortado, con maíz creciendo, con silaje perfumado, con carros y tractores. Se mezclan los siglos, las culturas, las tradiciones, las historias. Alterna lo rural y lo urbano, los caminos de tierra, las corredoiras y las carreteras. Y pienso en los miles de peregrinos que durante siglos han transitado estos mismos caminos, dando estos mismos pasos, sufriendo los mismos dolores, las mismas necesidades. Justo son los ocho siglos de la peregrinación de San Francisco desde Asís hasta Compostela. Imagino al poverello disfrutando a pleno del Hermano Sol, la Hermana Luna, de sus hermanos los pájaros y de los bosques. ¡Cuánta felicidad tendría de llegar a estas tierras de Galicia para rendir un sincero homenaje a su hermano mayor Santiago! Cuántos dolores de pies habrá tenido recorriendo tantos km, atravesando tantos pueblos, con sus gentes y sus necesidades, sus fiestas y sus entierros. Y así, imaginando historias anteriores y paralelas, cada paso me conduce más cerca de la meta. Meta que no es el final del camino sino simplemente otro punto de partida para tomar entre mis manos mi vida transformada por el mismo Camino.

El Camino de SantiagoGuía práctica

Camino de San Salvador
Actualizada la App de Camino de Santiago

Otros servicios

Ver la Guía práctica del Camino de Santiago en:


Buscar en

Información de Copyright y aviso legal

Visita nuestro canal Eroski Consumer TV

En EROSKI CONSUMER nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. © Fundación EROSKI

Fundación EROSKI

Validaciones de esta página

  • : Conformidad con el Nivel Triple-A, de las Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI
  • XHTML: Validación del W3C indicando que este documento es XHTML 1.1 correcto
  • CSS: Validación del W3C indicando que este documento usa CSS de forma correcta
  • RSS: Validación de feedvalidator.org indicando que nuestros titulares RSS tienen un formato correcto